fumar-marihuana-da-hambre

Es un hecho innegable que fumar marihuana da hambre y así como te preguntas ¿Por qué? nosotros en Grow Shop pudimos observar que el cannabis es el responsable de despertar ciertos receptores encargados de decirle al cerebro que tenemos apetito. Esta es la razón por la que algunas personas que lo usan de forma terapéutica, presentan un aumento de peso si no saben controlar la situación. Si deseas conocer, este artículo te será de mucha utilidad.

La marihuana altera los receptores

Luego de innumerables estudios, científicos creen tener la respuesta a las preguntas que frecuentemente se repiten dentro de los pacientes que usan los medicamentos a base de cannabis o que la fuman de forma terapéutica. Aunque la ciencia no tiene la completa verdad, lo cierto es que mediante el estudio del comportamiento de roedores, se dieron cuenta que el apetito después de fumar marihuana se debe a que los receptores del lóbulo olfatorio encargados de mandar la señal al cerebro duplican su función bajo los efectos de la milagrosa planta.

Hecho que resulta un beneficio para las personas que padecen de cáncer, debido a que el proceso de quimioterapia tiende a perder el apetito de aquellos que se someten a este procedimiento, igualmente, las personas que padecen de anorexia podrían aprovechar estas ventajas para superar sus problemas de peso debido a esta enfermedad, claro está que además de fumar cannabis, deben someterse a un tratamiento psiquiátrico para superar el trastorno.

Regresando al tema de fumar marihuana da hambre, los científicos al hacer las pruebas con los roedores notaron que el cannabinoide CB1R influye en el comportamiento de la POMC, sustancia que se activa en el cerebro para hacernos sentir llenos y satisfechos cuando comemos. Pero al parecer nuestra querida planta revierte el efecto y la mantiene activa todo el tiempo o mientras dura el efecto del cannabis, este proceso no se cumpliría gracias a las neuronas AGRP que se encargan de decirle a nuestro cerebro que tenemos hambre.

El cannabis cuenta con la ayuda de las neuronas AGRP

El CB1 es un componente que genéricamente ya se encuentra en nuestro cuerpo, igualmente las neuronas AGRP siempre cumplen esas función de despertar el apetito, pero cuando las personas se dedican a cumplir una dieta para bajar de peso, ésta, se activa para "boicotear" los planes de alimentación. Asimismo sucede con el CB1, éste, se encuentra en el sistema nervioso del ser humano, pero cuando entra en contacto con el de la marihuana se desencadena todo los efectos químicos que ya conocemos.

Estudios de la marihuana en años anteriores

Este no es el único estudio que ha revelado un algo asombroso, en el año 2005 se publicó el resultado de un de un análisis realizado para dar respuesta a la interrogante de por qué fumar marihuana da hambre, los resultados fueron muy semejante a lo que ya explicamos aquí. Unas neuronas encargadas de suprimir el apetito, cuando entraban en contacto con el cannabinoide se liberaban y producía apetito. En otro tipo de exámenes y análisis, los científicos confirmaron los beneficios del cannabis

Hace seis años la marihuana fue objeto de estudio para hallar una respuesta más concreta con respecto al apetito de las personas al consumirla, en aquella ocasión fueron unos científicos japones encargados del estudio y como es de esperarse el resultado fue muy parecido al que ya mencionamos, indicaron que la marihuana al fumarla, intervenían en las funciones regulares de los receptores, provocando que las personas sintieran ganas de comer alimentos azucarados.

El comportamiento en roedores podría ser igual en humanos

Aunque estos estudios han sido experimentados con roedores, los responsables de llevar a cabo estos análisis han concordado que los efectos en el ser humano podrían ser exactamente iguales y aunque tiene similitudes, es importante realizar los estudios en los seres humanos para corroborar esa información. De poder aplicar el estudio en los humanos, se puede examinar nuevas técnicas para ver qué se puede hacer con el efecto.

El último estudio se realizó el año pasado y esperamos que en los próximos meses otros científicos se atrevan a proponer hacerlo con humanos y así poder exponer a la luz pública nuevos descubrimientos sobre el cannabis para la salud. Recordemos que enfermedades como el Alzheimer se caracterizan por presentar un déficit olfativo, así que valdría la pena tener en puerta nuevas soluciones para esta enfermedad que guarda mucha relación con la marihuana. ¿Cómo lo ves? ¿Qué es lo que más te ha llamado la atención? ¡Esperamos tus comentarios!

No Comment

You can post first response comment.

Leave A Comment

Please enter your name. Please enter an valid email address. Please enter a message.